Cupcakes tamborreros variados

Y ahí estaba yo, tan tranquila en mi casa, cuando me llegó un whatsapp. ¿Cenamos en casa de Maia la víspera de San Sebastián? Todos los no donostiarras, incluida yo, tenemos una cierta dificultad en ententer a santo de qué tanto follón con los tamborcitos, pero el caso es que aquí, el día de San Sebastián es sagrado y hay que adaptarse. Tardé 7 años en celebrarlo por primera vez y, oye, ¡le he cogido el gusto!  Además, ¡cualquier excusa es buena para cenar con las amigas!

Como no tenía tiempo para modelar tambores ni tamborreros, que en realidad era lo que me pedía el cuerpo, me conformé con hacer unas cupcakes azules y blancos, que son los colores de la cuidad.

P1020190

Luego está la historia de siempre: cómo hacer felices a Juli (ya os hablé de mis amigas en otro post, así que no os las vuelvo a presentar) y a Maia a la vez. Maia, como yo, lo quiere todo con una buena cantidad de chocolate y a Juli, sin embargo, no le gusta. Espera, ¿no le gusta? El chocolate en general no, pero ¡la nutella sí!

Vale, nutella. ¿Sólo? La nutella no la puedo teñir de azul… piensa Mercedes, piensa…  Y pensé,” pues otro sabor, pero sin complicarme…” . Ummmm. Así que hice una masa básica de vainilla: la mitad fue para los cupcakes de nutella y a la otra mitad, le añadí frutos rojos y chips de chocolate blanco.

CUPCAKES DE VAINILLA Y FRUTOS ROJOS

Receta propia para 12 cupcakes medianos

  • PARA LOS CUPCAKES

2 huevos L

120 g de azúcar

140 g de harina tamizada

1 sobre de levadura

80 ml de aceite

120 ml de buttermilk

Un chorrito de extracto de vainilla.

Frutos rojos y chips de chocolate blanco: los que queráis.

  • PARA EL BUTTERCREAM

200 de mantequilla

180 g de azúcar glas

Un chorrito de extracto de vainilla

1 cucharada de leche

Colorante azul Ice Blue de Sugarflair.

P1020189

Precalentáis el horno a 180ºC. En un bowl batís los huevos con el azúcar. Cuando la mezcla sea homogénea, añadís alternativamente los ingredientes secos y líquidos, comenzando y terminando por la harina. No hace falta que uséis una batidora eléctrica, yo lo hice con unas varillas. Se añaden por último los frutos rojos y los chips de chocolate blanco, a ojo, lo que os guste.

Horneáis unos 25 minutos. Tened en cuenta que las masas que llevan fruta tardan más en hornearse y suben menos, por el agua que suelta la fruta. Si no le pusierais los frutos rojos y queréis unos cupcakes de vainilla sencillos, en 20-22 minutos estarán listos.

Los sacáis del horno y los dejáis enfriar a temperatura ambiente.

Para el buttercream, batís la mantequilla a temperatura ambiente con el azúcar glas hasta que blanquee y le añadís el extracto de vainilla. Yo separé la mezcla en 2 y una mitad la teñí de azul. Después, siguiendo esta técnica que Alma publicó hace un tiempo, metí el buttercream blanco en una manga, el azul en otra y ambas en una tercera, de mayor tamaño. Así se consigue el doble color. Advertidas quedáis de que hay que hacer más presión de lo habitual, pero me gustó el resultado.

Y así me fui de cena a ver la tamborrada. Con la que caía, no sé ni cómo llegaron vivos... :)
Y así me fui de cena a ver la tamborrada. Con la que caía, no sé ni cómo llegaron vivos… 🙂

Besos a tod@s!

PD: ah, para las despistadas, receta del buttercream de nutella, aquí.

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

  1. Danaisa dice:

    QUE BONITAS BICOLOR, MMMM Y QUE BUENA PINTA.

Me encanta que comentes mis post, por favor, ¡anímate a dejar un comentario! Me los leo y contesto a todos :)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s