MAGDALENAS DE ARÁNDANOS, LIMÓN Y SEMILLAS DE AMAPOLA

La gente más “cool” que yo, las llamaría muffins, pero me da la sensación de que eso es querer convertir a mis magdalenas en algo más pretencioso y más hipster. Son magdalenas. Buenísimas, con sus arándanos enteros y un crujiente por encima (al que también podéis llamar “crumble”), que hacen que tengan una combinación buenísima de texturas y sabores. También llevan la tan de moda mantequilla tostada o brown butter, que la verdad es que les da un gusto meloso.

P1090916

Hice estas magdalenas para mi hermana hace mes y medio cuando fui a visitarla, porque conozco a mi hermana y sabía que iban a encantarle. Elegí unas cápsulas grandes y duras que tenía en casa, porque eran las que mejor iban a aguantar la mantequillaza y los 500 km antes de la entrega, así que salieron unas magdalenas enoooormes, jugosas y bastante perfectas, diría yo. Lógicamente, os saldrán más si usáis moldes de menor tamaño. Hacía siglos que no hacía unas tristes magdalenas, de esas que mojas en el café y saben a gloria, y la verdad es que me hicieron bastante feliz.

Entre tanto, he hecho un parón para escaparme por ahí… Así que (menos mal, qué falta me hacía) he vuelto como vuelvo siempre, con más energía, más ilusión y una tonelada menos de estrés.

P1090957

Desde entonces casi no he encendido el horno y ya veis que la cámara de fotos la he usado en escenarios muy alejados de mi cocina.

Vamos con la receta, ¡espero que os guste!

  • MAGDALENAS DE ARÁNDANOS, LIMÓN Y SEMILLAS DE AMAPOLA
  • PARA 10 MAGDALENAS GRANDES

2 huevos

210 g de harina

80 ml de leche

100 g de mantequilla

150 g de azúcar moreno

10 g de levadura tipo Royal

5 g de sal

200 g de arándanos frescos

50 g de semillas de amapola

Ralladura de 1 limón grande

5 ml de extracto de vainilla

  • PARA EL CRUJIENTE

40 g de mantequilla

70 g de azúcar

70 g de harina

 

1.- Se precalienta el horno a 180ºC. Se colocan cápsulas en una bandeja para magdalenas.

2.- Se derrite la mantequilla en un cazo a fuego medio. Cuando está derretida, se deja tostar, vigilándola hasta que toma un tono cobrizo. Se retira del fuego y se deja templar.

3.- Se mezclan los ingredientes líquidos (leche, huevos, vainilla) y se baten bien. Se añade la mantequilla tostada.

4.- Después se añaden la harina, el azúcar, la sal y la levadura, tamizadas y se integran con el resto de ingredientes.

5.-  Se incorporan las semillas de amapola y la ralladura de limón.

6.- Por último, cuando toda la masa es homogénea, se vierten los arándanos y se mezclan con una espátula con movimientos envolventes, intentando que no se rompan.

7.- Para el crujiente, se ponen todos los ingredientes en un recipiente de tamaño medio y se mezclan con la mano, hasta que coja una textura harinosa.

collage

8.- Se reparte la masa en las cápsulas con una cuchara o una cuchara para helado. Se cubren con el crujiente.

9.- Se hornean a 180ºC durante unos 25 minutos,, comprobando con un palillo si están hechos.

magdalenas1

 

 

 

Anuncios

2 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Eva dice:

    Me encantan todas tus recetas, son espectaculares! ¿Has pensado en darte a conocer en alguna red social especializada? Hay una app que se llama Foodies Moveando y seguro que tendrías mucho éxito. Yo te voto! 🙂

    1. Pues no, no lo he pensado por falta de tiempo. Un saludo Eva, gracias por pasarte.

Me encanta que comentes mis post, por favor, ¡anímate a dejar un comentario! Me los leo y contesto a todos :)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s